Inicio Interés General Profesionales de la salud se capacitaron sobre el peligroso síndrome urémico hemolítico

Profesionales de la salud se capacitaron sobre el peligroso síndrome urémico hemolítico

Con la participaron de disertantes especialistas, se desarrolló el «1° Simposio de Enfermedades Transmitidas por Alimentos: Síndrome Urémico Hemolítico».



Profesionales de la salud se capacitaron en el 1° Simposio de Enfermedades Transmitidas por Alimentos: Síndrome Urémico Hemolítico, organizado por la Sección Bacteriología del Servicio de Laboratorio Central del Hospital Dr. Guillermo Rawson , la Asociación Argentina de Microbiología Filial Cuyo y el Ministerio de Salud Pública de San Juan, con la participaron de disertantes especialistas y referentes en el diagnóstico del área de alimentos y del área clínica del Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI), el Instituto Nacional de Enfermedades Infecciosas, la Administración Nacional de Laboratorios e Institutos de Salud (INEI-ANLIS) y de Salud Pública de la provincia.

El síndrome urémico hemolítico es una enfermedad endémica, grave y prevenible; es transmite por alimentos contaminados por la bacteria Escherichia coli, productora de toxina. Esta bacteria suele estar presente en la materia fecal de animales y personas, puede contaminar carne y productos lácteos no pasteurizados, además de aguas que se utilizan para riego de vegetales y también puede darse el contagio de persona a persona.

Esta enfermedad afecta particularmente a niños, ancianos y aquellos con su sistema inmunológico comprometido. En nuestro país constituye la principal causa pediátrica de insuficiencia renal aguda y la segunda de insuficiencia renal crónica. Según información del Ministerio de Salud de la Nación, esta enfermedad es responsable del 20% de los trasplantes de riñón en niños y adolescentes.

Durante el «1° Simposio de Enfermedades Transmitidas por Alimentos: Síndrome Urémico Hemolítico» realizado en el Salón de Usos Múltiples del Hospital Rawson y coordinado por las bioquímicas Margarita Cattáneo, Patricia Ranea y Cintia Amalric, se evidenció el rol fundamental que cumple el Laboratorio de Bacteriología del Hospital Dr. Guillermo Rawson en la detección de Escherichia coli, productora de toxina shiga en toda la población de la provincia de San Juan. Se demostró la importancia de las técnicas rápidas de detección de toxinas, cultivos de screening y biología molecular como herramientas necesarias para aumentar la sensibilidad del diagnóstico.

Es importante destacar la colaboración de todos los que hicieron posible el desarrollo del mismo: directivos del Hospital Rawson; División Bioquímica MSP; División Epidemiología MSP; Departamento Programas de Salud MSP; División Bromatología MSP; Colegio de Bioquímicos de San Juan; Biofarma SA y Abbott.

Artículo anteriorArzobispado, Loma Negra y la Biblioteca Franklin, se suman a las prácticas profesionalizantes
Artículo siguienteAplicarán agroquímicos a los árboles en Capital